Aguye ndeve Monseñor CLAUDIO SILVERO Ñandejara ha Tupa Sy ta nde rovasa

Muchas gracias Monseñor Claudio Silvero Acosta, por estos 17 años de total entrega en cuerpo y alma a la Diócesis de Encarnación. Miles de fieles y personas humildes te serán eternamente agradecidos.  Supiste granar el cariño de la gente, con tu gran gesto de humildad, sencillez, carisma y por tu total entrega con gran generosidad al prójimo.
Fuimos testigo de tus preocupaciones, porque ser pastor, es cargar a diario la pesada cruz de Cristo sin pretender nada a cambio, y así caminaste como Obispo Auxiliar por esta Diócesis, incansablemente, misionando, orando, visitando a quienes te necesitaban. Todos recordarán tus pintorescas y alegres manifestaciones, pero por sobre todo, ese rico legado que dejaste como testimonio de fe para miles de personas, tu querido y amado Santuario de la virgencita de Itacuá, el altar para la Virgen de nuestra Señora de la Santísima Encarnación, y muchas obras más.  Que legado más grande y generoso, de tu parte.
Muchas Gracias Monseñor Claudio, ñandejara mante oicuaane mba’eichapa opagapane ndeve nde rembiapo co yvy ape ari. Aguye!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *