MEDITACIONES PARA CADA DIA DEL AÑO: Los 5 minutos de Dios de Alfonso Milagro

¿Qué ser mejor: tener razón o tener buena voluntad? ¡Pocas veces decimos de los otros: “Tiene razón “!Sin embargo, no es sensato pensar que uno siempre tiene razón y los demás siempre están equivocados. Como tampoco será sensato pensar que lo que nosotros no entendemos, o no es verdadero o no es bueno. Muy fácilmente los que no tienen buena voluntad piensan que tampoco la tienen los demás: “Piensa el ladrón que todos son de su condición”; cuando a nosotros nos mueven intenciones torcidas, es cuando más fácilmente sospechamos de los demás. Y con eso no solamente pecamos contra la caridad, sino también contra la justicia. Aunque en determinado caso no tengamos nosotros la razón, vale la pena ceder nuestro modo de ver las cosas y conservar más bien la buena voluntad. Al fin y al cabo, cuando termines tu vida no se te juzgar por tu razón sino por tu buena voluntad.
“Todo cuanto hay de verdadero, de noble, de justo, de puro, de amable, de honorable, todo cuanto sea virtud y cosa digna de elogio, todo eso tenedlo en cuenta. Todo cuanto habéis aprendido y recibido y oído y visto en mí, ponedlo por obra y el Dios de la paz estar con vosotros” (Filip, 4, 3-9)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *