“Misericordiar”

Con Jesús por la mañana. «El encuentro entre la comunicación y la misericordia es fecundo en la medida en que genera una proximidad que se hace cargo, consuela, cura, acompaña y celebra. En un mundo dividido, fragmentado, polarizado, comunicar con misericordia significa contribuir a la buena, libre y solidaria cercanía entre los hijos de Dios y los hermanos en humanidad» (Papa Francisco). Ofrece tus alegrías, tus luchas y tus trabajos por las intenciones del Papa. Inicia tu día con una sonrisa, y que nada te lo quite.
Con Jesús durante el día. «Y toda la gente intentaba tocarlo, porque salía de él una fuerza que sanaba a todos.» (Lc 6, 19). Alivia al que está pasando por un momento difícil. No olvides que todos necesitamos del otro en los momentos de dificultad.
Con Jesús por la noche. Recuerda a las personas y agradece. Trae a la memoria las personas con las que has hoy compartido. ¿Qué te han dejado? ¿Cómo ha sido ese encuentro? ¿Qué le agradeces? Aún las situaciones difíciles nos dejan enseñanzas.
Fuente: Red Mundial de Oración por el Papa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *