Nuevo ataque contra la Iglesia San Roque y la Librería Católica de la Diócesis de Encarnación

En hora de la madrugada de hoy un nuevo ataque sufrió la Iglesia San Roque, al ingresar un hombre al predio luego de trepar el muro de seguridad y posteriormente ingresar al edificio, para destrozar dos cámaras de seguridad y algunas lumínicas de la Parroquia, Según el P. Joaquín Lee, descubrió al intruso dentro del predio de la Parroquia escapándose del lugar, luego el responsable de la parroquia descubrió el perjuicio causado por el atacante. Posteriormente al revisar los registros de una de las cámaras de seguridad se cercioró que se trataría de Denis Caballero (34), la misma persona que el pasado año, el 22 de octubre del 2013 prendió fuego al cielorraso de la Parroquia e incineró totalmente la antigua imagen de San Roque González de Santa Cruz.
En aquella oportunidad el mismo hombre –quien sufriría de trastornos mentales, pero muy inteligente para violar los sistemas de seguridad, electricidad y treparse a cualquier infraestructura- también había realizado destrozos en la Iglesia Catedral de Encarnación, robado objetos de la Librería Católica de la Diócesis y atacado también la Capilla San Martín de Porres.
El hombre volvió a ingresar por segunda vez al predio de la Parroquia unos 30 minutos después de ser sorprendido por el Padre Lee. Esta vez, el religioso dio aviso a la policía del hecho. Estos realizaron patrullas a los alrededores pero sin éxito alguno.
Hay muchas coincidencias en los hechos que ocurrieron ayer y hoy, al ser también blanco de ataque la Librería Católica en la madrugada del lunes 15 de setiembre.
Anteriormente la hermana de Denis Caballero, Blanca Caballero, había manifestado que su hermano era enfermo y que sufría de esquizofrenia, y muy agresivo cuando tiene su ataque, que en una oportunidad lo amenazó de muerte. La misma hermana, en aquella oportunidad, también relató que su hermano Denis, habría quedado con las condiciones psíquicas alteradas, luego de ingresar a una religión o secta donde habría realiza ayunos prolongados y comenzó a tener problemas psiquiátricos. A partir de allí realiza ataques contra instituciones católicas.
Si bien fue detenido en su oportunidad por la policía, rápidamente ganó su libertad y ya se encuentra nuevamente en sus andanzas de atacante contra instituciones de la Iglesia Católica, pues había jurado el año pasado destrozar la Iglesia San Roque y todas las imaginerías.
Denis Caballero, representa un potencial peligro para las parroquias de Encarnación, pues cualquiera puede sufrir ataques, teniendo en cuenta que el hombre está decidido a hacerlo. Para los ataques, está bien cuerdo y muy planificado lo que pretende hacer y lo está cumpliendo. Los párrocos están muy preocupados por la situación.
Las autoridades deberían tomar una determinación, detener a este personaje y conducirlo al Neuropsiquiátrico para reevaluar su situación psíquica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *