Primera sesión de la 199 asamblea plenaria ordinaria de la CEP

Con una Misa en la Catedral Metropolitana a las 7:00 hs de ayer, se dio inicio a la primera Asamblea Plenaria Ordinaria de la CEP del año 2014. La celebración eucarística estuvo presidida por el arzobispo de Asunción, Mons. Pastor Cuquejo, y fue concelebrada por todos los obispos del Paraguay y el Nuncio Apostólico, Mons. Eliseo Ariotti.
Muchos fieles participaron de esta acción litúrgica y recibieron la imposición de la ceniza, con la que comienza el tiempo de la Cuaresma.
En el inicio a las sesiones de la 199ª  Asamblea Plenaria Ordinaria, el Nuncio Apostólico de Su Santidad, el papa Francisco, Mons. Eliseo Ariotti, dirigió a los obispos un mensaje.
En dicha oportunidad, Mons. Ariotti expresó un saludo especial al nuevo obispo de San Pedro Apóstol, Mons. Pedro Jubinville, y agradeció al Señor por el momento de gracia que la Iglesia en Paraguay ha vivido en ocasión de su Consagración Episcopal y toma de posesión el 21 de diciembre pasado.
En otra parte de su alocución, el Nuncio Apostólico, recordó a los obispos las palabras del papa Francisco a los miembros del Comité de Coordinación del CELAM, en Río de Janeiro, en la que subrayaba que quien debe conducir la tarea de la Nueva Evangelización es el Obispo y resaltaba que la característica del ´Pastor´ es la de ser constructor de comunión. Mons. Ariotti señaló que el Papa recomienda a los obispos  vivir el espíritu de  colegialidad y de colaboración en el episcopado, a ser constructores de comunión y de unidad en la Iglesia que el Señor les ha confiado. El Nuncio subrayó, además, que el estilo del obispo debería caracterizarse por la humildad, por la austeridad y por la esencialidad, como lo pide el Papa. Ser servidores de la comunión y de la cultura del encuentro.
Así también, Mons. Ariotti resaltó las orientaciones del Santo Padre en su Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium, en la cual afirma que la renovación en la Iglesia no es un cambio estructural, fruto de un mero programa de reorganización, sino que se trata de renovar las actitudes concretas de los pastores a través de “la cercanía y el encuentro”.
Finalmente, el Nuncio Apostólico indicó que el papa Francisco nos invita a no olvidar que, en el momento actual de nuestra sociedad y sus implicaciones humanas y morales, triunfa el egoísmo, que debe ser combatido en el ámbito de la formación católica en general y de la atención pastoral matrimonial y familiar en particular.
Tan prioritario es para el Papa el tema de la familia y la persona humana que ha convocado de modo casi urgente dos Sínodos de los Obispos consecutivos, en dos años, sobre la familia y su evangelización.
La agenda de la Asamblea
En la primera sesión, la Asamblea estudió y aprobó la agenda que se desarrollará durante los tres días. En este sentido, se prevé el estudio de la marcha de la Iglesia en el Paraguay, entre los cuales destaca el Trienio de la Familia en el contexto de la Misión Permanente en el Paraguay.
En las próximas sesiones se abordarán diversos temas relacionados con la realidad nacional.
Para hoy jueves 6 de marzo, figura en la agenda que en el horario matutino se estudiarán asuntos administrativos de la vida institucional de la Conferencia Episcopal; en tanto que en el horario de la tarde se recibirán los informes del Seminario Mayor Nacional y del Instituto Superior de Teología, que forman a los futuros sacerdotes del Paraguay, en el inicio del año lectivo 2014.
Se prevé también fijar el tema y organizar el Encuentro anual de los obispos en el mes de julio, entre otros asuntos que se analizarán hasta el viernes 7 de marzo, en jornada completa.
Fuente: CEP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *